Blog

¡DICHOSA TÚ QUE CREÍSTE!
Lucas, 1, 45.

Mayo es considerado como el mes Mariano, de la Mujer y de las Madres. Por ello recordamos la disposición de Maria a Dios. Las palabras: “Dichosa tú que creíste” se encuentran en el contexto de la Visita de Maria a Isabel, pero precede el acto de la anunciación; el Ángel es un mensajero de Dios, y lleva su palabra, Dios mismo es la Palabra que se encarna, crea, transforma, llama, promete y cumple. Es la Palabra que da esperanza, seguridad, y sin violentar la libertad de los creyentes, invita a creer en ella y aceptar su voluntad y promesa. María es la mujer que escucha y cree en la Palabra dada por el Ángel:

María, al creer, acepta la gran promesa y se dispone totalmente a Dios para que él haga su voluntad: “que se cumpla en mí tu palabra”. En María se reconoce la acción más directa de Dios, pues ella es su vínculo para dar la nueva vida a la humanidad. María, es mujer de esperanza, de voluntad, de vida y de disposición a una promesa que se cumple.

Al igual que María, modelo de Mujer y de Madre, tú Mujer, eres dichosa porque creíste, y seguirás creyendo y dando vida.